WhatsApp ha dejado de brindar soporte de seguridad para numerosos modelos de iPhone. Continuar utilizando esta aplicación en dichos dispositivos puede ser muy arriesgado.

Los desarrolladores de WhatsApp se esfuerzan constantemente por añadir nuevas características a su aplicación de mensajería instantánea. Recientemente, han implementado mejoras significativas en videollamadas y mensajes de audio. Además, han introducido actualizaciones en privacidad y seguridad, en línea con las regulaciones de la Ley de Mercados Digitales (DMA) de la Unión Europea.

No obstante, estas mejoras conllevan un coste: el aumento de los requisitos técnicos necesarios tanto en software como en hardware. Aunque WhatsApp no es tan exigente como algunos videojuegos móviles, llega un momento en que ciertos dispositivos ya no pueden soportar la aplicación, o no resulta rentable mantener el soporte para ellos. Esto afecta no solo a teléfonos con versiones antiguas de Android, sino también a aquellos que funcionan con iOS (iPhone).

Recientemente, WhatsApp actualizó su página sobre los sistemas operativos compatibles en el servicio de soporte de su sitio web. Los dispositivos Android compatibles siguen siendo los mismos, ya que la aplicación puede ejecutarse en todos aquellos que utilicen Android 5.0 o versiones posteriores. Sin embargo, la situación es diferente para los iPhone.

¿QUÉ IPHONES NO PODRÁN SEGUIR USANDO WHATSAPP?

Hasta hace poco, WhatsApp garantizaba soporte en iPhones con iOS 10 o versiones más recientes. A partir de ahora, solo lo hará en aquellos que cuenten, como mínimo, con iOS 12. Cabe recordar que este sistema operativo se introdujo con los iPhone Xs y Xs Max en septiembre de 2018.

Dado que Apple ofrece actualizaciones de software para muchos de sus dispositivos, iOS 12 es compatible con todos los teléfonos a partir del iPhone 5s, incluyendo la línea iPhone SE. Esto significa que quienes aún tengan un iPhone 5 o una versión anterior deberían dejar de usar WhatsApp, ya que no recibirán más actualizaciones de seguridad.

Esto último es crucial. WhatsApp seguirá funcionando en iPhones con iOS 10 e iOS 11, pero al no recibir parches de seguridad, la aplicación se considerará obsoleta. Por lo tanto, el riesgo de sufrir un ciberataque aumentará significativamente. Dada la naturaleza privada de las conversaciones en esta app, lo más prudente es desinstalarla y buscar una alternativa segura.